• Reducir tamaño de letra

    Reducir tamaño de letra
  • Tamaño de letra original

    Tamaño de letra original
  • Aumentar tamaño de letra

    Aumentar tamaño de letra
  • Imprimir

    Imprimir
Conejo

¿Cómo el conejo salvaje se volvió doméstico?

Una colaboración internacional que implica a investigadores del INRA ha puesto de manifiesto el impacto ejercido por la domesticación del conejo en su patrimonio genético gracias a la secuenciación de su genoma. Sobre todo, los investigadores han demostrado que los genes que controlan el desarrollo del cerebro y del sistema nervioso han sido especialmente el blanco del proceso de domesticación. Estos resultados, publicados el 29 de agosto de 2014 en Science, permiten comprender mejor y trazar la evolución de los genomas y de sus adaptaciones.

Actualización: 04/07/2017
Publicación: 29/08/2014

La domesticación de los animales se acompaña de modificaciones de su comportamiento, de su fisiología y de su morfología pero, ¿cuáles son las modificaciones del genoma que acarrea? Mientras que el perro, o la mayoría de los animales de cría como la vaca, la cabra, la oveja o el cerdo fueron domesticados hace unos 9 ó 15 000 años, el conejo es una especie domesticada recientemente (hace tan solo unos 1 400 años). En esta época, el ancestro salvaje del conejo doméstico permanecía confinado en el sur de Francia y en la península ibérica. Desde entonces, un gran número de conejos salvajes y domésticos viven en condiciones climáticas similares. Por tanto, el conejo resulta ser un buen modelo a la hora de estudiar las modificaciones genéticas asociadas a la domesticación.  
 

Investigadores del INRA junto con el Broad Institute (Boston, EE.UU.), la universidad de Uppsala (Suecia) y la universidad de Oporto (Portugal) han participado en un primer momento en la producción de una secuencia de referencia1 del genoma del conejo. A continuación, ésta ha sido comparada a seis razas de conejos domésticos (Neozelandés, Belier Francés, Liebre Belga, Conejo Holandés, Gigante de Flandes y Plateado de Champaña) así como a catorce conejos salvajes capturados en el sur de Francia y en la península ibérica. Los científicos no han identificado ningún gen principal de domesticación, pero han observado un número muy elevado de polimorfismos (variaciones del genoma) repartidos en el conjunto del genoma que afectan en especial a las regiones de regulación de los genes. Asimismo, los investigadores han demostrado que estos polimorfismos afectan sobre todo a los genes que están implicados en el desarrollo del cerebro y del sistema nervioso.         

Al contrario del conejo doméstico, el conejo salvaje dispone de una aptitud a darse rápidamente a la fuga frente a diversos depredadores (rapaces, zorros, seres humanos). Este estudio ha demostrado que la acumulación de variaciones genéticas de pequeño efecto pero en un número muy elevado de genes durante la domesticación es la responsable de haber inhibido esta aptitud, lo cual representa uno de los cambios más significativos en la historia evolutiva del conejo.  
 

Animal de cría en especial por su carne y su piel, animal de compañía, animal modelo para la medicina humana, el conejo es una especie de intereses múltiples. Mediante el estudio de las huellas de selección observadas a escala del genoma entero, el conejo aparece aquí como un animal modelo destacado a la hora de investigar los procesos de domesticación de los mamíferos.

 

1 Una secuencia de referencia constituye la secuencia ensamblada y ordenada de todos los genes

Contacto
Contacto científico:

Contacto de prensa:
Servicio de prensa del INRA (+33 (0) 1 42 75 91 86)
Departamento asociado:
Animal Genetics
Centro asociado:
Jouy-en-Josas

Referencia

Miguel Carneiro et al. Rabbit genome analysis reveals a polygenic basis for phenotypic change during domestication. Science, 29 de agosto de 2014.
DOI: 10.1126/science.1253714