• Reducir tamaño de letra

    Reducir tamaño de letra
  • Tamaño de letra original

    Tamaño de letra original
  • Aumentar tamaño de letra

    Aumentar tamaño de letra
  • Imprimir

    Imprimir
Paysages ruraux Lauragais. © Inra, CATTIAU Gilles

Un nuevo grupo de microorganismos del suelo ligado a la eliminación de gases de efecto invernadero

El óxido nitroso (N2O) es un potente gas de efecto invernadero que, además, es responsable de la destrucción de la capa de ozono. Investigadores del centro INRA de Dijon han demostrado que la capacidad de los suelos para eliminar N2O puede explicarse principalmente a través de la diversidad y la abundancia de un nuevo grupo de microorganismos capaces reducir este gas en nitrógeno atmosférico (N2). Estos resultados, publicados en el número de septiembre de 2014 de la revista Nature Climate Change, subrayan la importancia de la diversidad microbiana en el funcionamiento de los suelos y en los servicios que proporcionan.

Actualización: 21/06/2017
Publicación: 27/08/2014

Junto al dióxido de carbono (CO2) y al metano (CH4), el óxido nitroso (N2O) es uno de los principales gases de efecto invernadero, responsable además de la destrucción de la capa de ozono. Los ecosistemas terrestres contribuyen aproximadamente al 70 % de las emisiones de N2O, de las que al menos el 45 % están relacionadas con productos nitrogenados presentes en los suelos agrícolas (fertilizantes, purines, abonos, residuos de los cultivos, etc.). Con el fin de reducir las emisiones de N2O y plantear una agricultura respetuosa con el medio ambiente, es importante entender qué procesos implican la producción de este gas pero también aquellos que conllevan su eliminación. Esta eliminación pueden llevarla a cabo los microorganismos que viven en el suelo capaces de reducir el N2O en dinitrógeno (N2), un gas que representa aproximadamente 4/5 partes del aire que respiramos y que no tiene impacto medioambiental.
 

En colaboración con colegas suecos e irlandeses, los investigadores del INRA analizaron muestras de 47 suelos de toda Europa y descubrieron grandes diferencias entre ellos respecto a su capacidad para eliminar N2O. Al contrario que con otros gases de efecto invernadero como el dióxido de carbono (CO2) o el metano (CH4), esta capacidad de los suelos de eliminar N2O y, por tanto, de funcionar como pozos, también para este gas de efecto invernadero, ha sido muy poco estudiada.
 

Los trabajos de investigación revelan que esta variabilidad está relacionada con un nuevo grupo de microorganismos consumidores de N2O. Dichos microorganismos fueron identificados en 2013 y hasta el momento no habían sido tenidos en cuenta en los estudios que buscaban comprender las emisiones de N2O. Los nuevos resultados indican claramente que la diversidad, además de la abundancia de este nuevo grupo de microorganismos consumidores de N2O, son importantes en la capacidad de los suelos para eliminar oxido nitroso.
 

Las investigaciones también han permitido comenzar a caracterizar las propiedades físico-químicas de los suelos que favorecen el desarrollo de estos microorganismos. Gracias a un enfoque de metagenómica y al análisis de varios cientos de miles de secuencias de ADN, los investigadores también han podido identificar varios grupos de microorganismos que podrían funcionar como bioindicadores de la capacidad de los suelos europeos de transformar el N2O en N2.
 

Todos estos resultados subrayan la importancia de la biodiversidad de los microorganismos del suelo para el funcionamiento de los mismos y para los servicios que proporcionan. Los investigadores trabajan actualmente en la identificación de prácticas agrícolas que favorezcan la proliferación de estos nuevos microorganismos consumidores de N2O con miras a una producción agrícola sostenible.
 

Estos trabajos han sido realizados en el marco del proyecto europeo EcoFINDERS y han contado con el apoyo de la Región de Bourgogne y la Embajada de Francia en Irlanda.

Referencia
Jones C.M., Spor A., Brennan F.P, Breuil M.C., Bru D., Lemanceau P., Griffiths B., Hallin S., Philippot L. 2014. Recently identified microbial guild mediates soil N2O sink capacity. Nature Climate Change, Volume 4, Pages: 801–805,  2014 DOI: 10.1038/nclimate2301

Contacto
Contacto científico:

Contacto de prensa:
Servicio de prensa del INRA (+33 (0) 1 42 75 91 86)
Departamento asociado:
Environment and Agronomy
Centro asociado:
Bourgogne-Franche-Comté